Alejandro Vaccaro, presidente interino de la Fundación El Libro, conversó con Infobae Cultura sobre las expectativas para la nueva edición del megaevento literario. Además, se refirió a la salida del director Oche Califa y a la posibilidad de hacer “ferias temáticas” durante todo el año en todo el país, entre otros temas

¿Hay Feria del Libro 2021? Esa pregunta recorre librerías y editoriales y se pronuncia por lo bajo, casi en un susurro, como un secreto, porque el presente de la pandemia en Argentina es ambiguo: comenzó la vacunación pero está llegando la segunda ola de contagios. El gran evento literario que organiza la Fundación El Libro es clave para sacar del barro de la gran crisis económica que atraviesa la industria hace más de cuatro años.

Expectativas para la edición 2021

Con esa pregunta comienza esta entrevista telefónica de Infobae Cultura con Alejandro Vaccaro, presidente de la Sociedad Argentina de Escritores (SADE) y desde el 10 de noviembre, tras la renuncia de María Teresa Carbano, presidente de la Fundación El Libro. Y lo será, o no, hasta el primer martes de marzo, cuando se realicen elecciones. ¿Hay Feria del Libro 2021? “Pensamos que sí. Es la expectativa que tenemos. Si las condiciones sanitarias están dadas se hace”, responde.

“Interpretamos que va a ser difícil hacerla en la fecha original, en abril, porque entendemos que no va a estar vacunada una parte importante de la población. En ese sentido hay dos cuestiones: una legal, que la autoridad sanitaria apruebe hacer la feria o no, y la otra es que no vaya nadie por temor a contagiarse”, agrega Vaccaro y confirma que, “por el momento, no hay otra posibilidad para hacerla que no sea en La Rural. Estamos demasiado cerca como para pensar en un cambio de lugar”.

El escritor y biógrafo Alejandro Vaccaro en 2018, cuando fue declarado Personalidad Destacada de la Cultura por la Legislatura porteñaEl escritor y biógrafo Alejandro Vaccaro en 2018, cuando fue declarado Personalidad Destacada de la Cultura por la Legislatura porteña

Cambio de director

El primer cambio que trae la Feria para este 2021 es la salida de Oche Califa. Luego de cinco años como director cultural, el escritor nacido en Chivilcoy se jubila y queda el puesto vacante. “Ha hecho una gestión realmente encomiable”, dice Vaccaro y agrega: “Por lógica estamos buscando un reemplazante y queremos que el proceso de selección sea amplio, transparente y que satisfaga las expectativas de todos.

“No buscamos un cambio de perfil. Creemos que tiene que tener quizás un poquito mas de poder de decisión respecto a otros temas, pero eso no cambia mucho. Básicamente buscamos que tenga experiencia”, agrega.

Ferias de cercanía

El año que pasó, que no hubo Feria, o sí hubo, pero fue virtual, se realizó una “feria de cercanía”, como la llama Vaccaro. “Hicimos una en el Parque de la Estación, fue al aire libre, nos ayudó el clima, nos fue muy bien. Como fue exitosa desde todo punto de vista pensamos que eso se puede repetir durante todo este año y también los siguientes. Quizás ferias temáticas. Se harían con el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. A ellos le pareció bien y estamos trabajando en eso, cuenta.

Respecto a si la Feria se desarma para multiplicarse en muchas actividades feriantes, Vaccaro es tajante: “No, para nada. Son dos cosas completamente distintas. Por un lado está la Feria del Libro, el evento ya tradicional, y por otro lado están las ferias de cercanía”. La idea, asegura, es que convivan ambas propuestas.

Oche Califa en el estudio de Infobae en 2018Oche Califa en el estudio de Infobae en 2018

Más pluralidad

Un tema importante para la Fundación del Libro es la pluralidad. “No es que no la tuviéramos”, aclara. “Siempre fuimos plurales. Creo que respondimos rápidamente al encierro de la cuarentena y nos pusimos a trabajar en los medios digitales con cursos, charlas, conferencias. Pero me puso a ver esas actividades ayer y me dije: ‘no fuimos lo suficiente plurales en la selección de los expositores’”, dice en una suerte de autocrítica.

“Hoy, por ejemplo, hay que tener muy en cuenta la participación de las mujeres. Y lo tuvimos en cuenta, nos pareció importante y nos parece importante. Desde el otro punto de vista no fuimos todo lo plural que quisimos ser. En la feria conviven todas las ideologías, todas las religiones, todas las formas literarias. Lo que no aceptamos es la apología del delito. Si alguien quiere presentar un libro así no lo permitiríamos. De hecho nos ha pasado”.

La referencia es a la presentación del libro Crónica de una guerra negada, escrito por el ex teniente coronel Jorge Héctor Di Pasquale, en 2019. Tras realizarse, la Fundación El Libro sacó un comunicado aclarando que no estaban al tanto pero, en caso de haberlo sabido, lo hubieran cancelado. Además, acusaron a Ceferino Reato, periodista que participó en la presentación, de “apólogo del terrorismo de Estado”.

En su momento el entonces Secretario de Cultura de la Nación, Pablo Avellutodijo con ironía sobre los organizadores de la Feria que “no hay ningún delito en que sean mayoritariamente kirchneristas”. Por su parte, Vaccaro admite ser peronista, tener sus preferencias políticas e ideológicas, pero asegura que eso no impide llevar adelante la Feria del Libro y formar parte de la organización.

Feria del Libro 2019 (Foto: Nicolás Stulberg)Feria del Libro 2019 (Foto: Nicolás Stulberg)

En la Fundación somos 14 consejeros y trabajamos todos palmo a palmo. Cuando nos sentamos a trabajar las jerarquías caen. Las jerarquías están porque hay una representación legal y hay que salir a hablar a la prensa, desde luego, pero nosotros somos un equipo y ahí hay gráficos, libreros, editores, escritores… toda la cadena del libro está en esos 14 consejeros. Y me parece que es un gran acierto de quienes la fundaron hace 46 años.

“Somos un consejo compacto. Tenemos diferencias, por supuesto, ¿dónde no las hay?, pero que son resueltas por consensos y acuerdos”, concluye.

Feria del Libro Infantil y la búsqueda de un nuevo predio

La Fundación El Libro también organiza la Feria del Libro Infantil, un evento que contiene una inmensa cantidad de público y que en los últimos años el predio del Centro Cultural Kirchner parece quedarle chico. Por eso están “trabajando desde hace bastante tiempo en encontrar un predio definitivo”, dice Vaccaro, pero “por ahora seguirá haciéndose en el CCK”.

“Desde que se levantó el predio ferial de al lado de la Facultad de Derecho fuimos deambulando. Hace tres o cuatro años que lo hacemos en el CCK. No es el más apropiado, pero resuelve la situación. Es una cuestión de tamaño, por un lado, y también de ubicación. El predio del CCK es chico, está todo muy comprimido y las actividades se diluyen por los pisos”, concluye.

Fuente: http://www.infobae.com