Fueron Catamarca, La Rioja, San Juan, Mendoza, La Pampa y el este de Neuquén, noroeste de Río Negro y oeste de San Luis y Córdoba. Este jueves se esperan marcas térmicas por encima de los 40 grados en la zona central del país.

 

Las provincias de Catamarca, La Rioja, San Juan, Mendoza, La Pampa y el este de Neuquén, noroeste de Río Negro y oeste de San Luis y Córdoba se encontraban bajo alerta rojo por las altas temperaturas, mientras la zona central de Argentina registra un «alivio temporario» hasta este jueves, cuando se esperan marcas térmicas por encima de los 40 grados que se extenderán hasta el próximo sábado, informó el Servicio Meteorológico Nacional (SMN).

El fenómeno climático que se registra desde el viernes en gran parte del país continuó este miércoles en una nueva jornada agobiante en el norte patagónico y el oeste argentino, mientras que el este de la región central vive un leve descenso de las temperaturas desde el martes que durará hasta las últimas horas de esta jornada.

Ranking de temperaturas

Según el ranking de temperaturas elaborado por el organismo, a las 16 Santiago del Estero, Termas de Río Hondo y San Juan registraban 41,8 grados; La Rioja y San Antonio Oeste en Río Negro, 41,6; y la ciudad santafesina de Sauce Viejo, 41,2.

Chamical, La Rioja, San Fernando del Valle de Catamarca y Las Lomitas en Formosa llegaban a los 41 grados, mientras que la ciudad bonaerense de Bahía Blanca soportaba, 40,9; Viedma, 40,7; Paraná, Entre Ríos, 40,5, Reconquista y Ceres en Santa Fe, 40,4; Villa Reynolds, San Luis, y Resistencia, Chaco, 40,3.

También superaban los 40 grados Formosa; Santa Rosa del Conlara, San Luis; y Paso de Los Libres, Corrientes, con 40,2.

En la ciudad salteña de Tartagal, Córdoba Observatorio, Concordia, Entre Ríos, Corrientes, y San Rafael, Mendoza, las marcas térmicas llegaron a los 40 grados.

Alivio en la zona central

«El martes a la noche ingresó desde el este de la provincia de Buenos Aires un frente de aire frío que provocó un leve y temporal descenso en las temperaturas», explicó en diálogo con Télam la meteoróloga del SMN Cindy Fernández.

En este sentido, precisó que «en la Costa Atlántica, este evento sumado al viento del océano» provocó un descenso térmico un poco más marcado con temperaturas que se encontraban entre los 23 y 24 al mediodía y «máximas esperadas para este miércoles que rondarán los 27 grados».

En la ciudad de Buenos Aires y alrededores, las marcas térmicas máximas se ubicarán en los 32 grados, pero este «alivio será solo por el miércoles, ya que la misma masa de aire cálido que afecta al resto del país vuelve a avanzar sobre esta zona y provocará un nuevo incremento en las temperaturas», detalló la especialista.

Fernández explicó que desde el viernes una «masa de aire muy cálida afecta desde el norte de la Patagonia hasta el norte del país, provocando temperaturas máximas cerca de los 40 grados y mínimas muy elevadas».

En ese sentido, este miércoles el SMN emitió alertas de distintos niveles para gran parte del territorio: las provincias de Catamarca, La Rioja, San Juan, Mendoza, La Pampa, este de Neuquén, noroeste de Río Negro y oeste de San Luis y Córdoba se encuentran bajo advertencia de nivel rojo.

Esta categoría afirma que las marcas térmicas son consideradas «muy peligrosas» ya que pueden tener un «efecto alto a extremo en la salud» de «todas las personas, incluso a las saludables»

Tucumán y varias ciudades de Entre Ríos, Córdoba, San Luis, La Rioja, Buenos Aires, Mendoza y Neuquén están bajo alerta naranja por las altas temperaturas, lo que significa que «pueden ser muy peligrosas, especialmente para los grupos de riesgo» y tener un «efecto moderado a alto en la salud».

Asimismo, decenas de localidades de las provincias de Salta, Jujuy, Santiago del Estero, Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos, Buenos Aires y San Luis mantienen un alerta de nivel amarillo, lo que establece que las marcas térmicas «pueden ser peligrosas, sobre todo para los grupos de riesgo, como bebés y niños pequeños, mayores de 65 años y personas con enfermedades crónicas».