Francia había cerrado su frontera el domingo por la noche a raíz del descubrimiento en el Reino Unido de una variante del coronavirus más contagiosa que las anteriores. Decenas de otros países hicieron lo mismo, pero únicamente para los enlaces aéreos.

Los enlaces ferroviarios y marítimos entre el Reino Unido y Francia permanecerán abiertos el día de Navidad para eliminar el atasco de miles de camiones varados por el cierre de fronteras ante la aparición de una nueva cepa de coronavirus, anunció hoy el Gobierno británico.
Miles de camioneros europeos durmieron por cuarta noche consecutiva en las cabinas de sus vehículos, bloqueados cerca de la ciudad inglesa de Dover, principal puerto británico en el Canal de la Mancha, mientras los conductores esperaban para hacerse una prueba Covid-19 antes de recibir la autorización de pasar a Francia.
Unos 6.000 camiones esperaban para cruzar el miércoles por la noche, según el Ministerio de Transportes británico, incluidos 3.750 vehículos estacionados en el antiguo aeropuerto de Manston, convertido en aparcamiento y centro de tests de coronavirus, informó la agencia de noticias AFP.
«Mientras continúan las pruebas (…) he hablado con mi homólogo francés y hemos acordado que la frontera francobritánica en el Eurotúnel, Dover y Calais permanecerá abierta durante Navidad para ayudar a los transportistas y a los ciudadanos a volver a casa lo antes posible», tuiteó el ministro de Transportes británico, Grant Shapps.
Esta operación masiva, realizada con la ayuda del Ejército, comenzó ayer gracias a un acuerdo entre Londres y París para reanudar el tráfico de personas y mercancías.
Francia había cerrado su frontera el domingo por la noche a raíz del descubrimiento en el Reino Unido de una variante del coronavirus más contagiosa que las anteriores. Decenas de otros países hicieron lo mismo, pero únicamente para los enlaces aéreos.
El principal objetivo ahora es restablecer la cadena de suministro en el Reino Unido, que depende en gran medida de los camiones que se desplazan hacia y desde el continente europeo, antes de que se produzca escasez de alimentos.

Fuente: Télam